La capacidad sexual de las mujeres es mayor de lo que se pensaba

He acortado el título porque el original hubiese sido demasiado largo. Tan largo como revelador: La investigación actual sugiere que las mujeres son capaces de una mayor capacidad de respuesta sexual de lo que se pensaba. 
¿Por qué traigo esta noticia aquí? Porque una vez más, como ya ocurrió felizmente hace unos años, la ciencia confirma las hipótesis de la Cienorgasmología, y eso es otra buena noticia para nosotros. Hemos desarrollado y perfeccionado un método de forma empírica, incuestionable para los que lo experimentamos y disfrutamos, pero difícilmente demostrable (no vamos a ir a un laboratorio a ponerlo a prueba) de forma científica, o sea, como mandan los cánones de la ciencia.

Sin embargo, sí podemos corroborar mediante la ciencia algunos de nuestros presupuestos básicos, como ocurrió entonces, cuando se confirmó que nuestra estrategia de atrapar la mente de la mujer era la protagonista del inusitado número de orgasmos que un cienorgasmólogo puede provocar a su mujer. Recordad que la Cienorgasmología, a la que en sus principios denominamos "Ciencia, Técnica y Arte", se basa en provocar estímulos inhabituales a fin de capturar la mente de la mujer, su atención, y llevarla por donde nos interesa. Basándonos en esta premisa podemos lograr hacer cien orgasmos en una hora, orgasmos de varios minutos de duración, orgasmos encadenados, de intensidad intraorgásmica variable, y generarlos mediante la actuación sobre un pezón, o con un simple abrazo a nuestra mujer.

Sí, mujer, es posible que experimentes cien orgasmos en una hora

De hecho, aunque se trate de una enfermedad que proporciona un sinnúmero de problemas a las mujeres que la padecen, una mujer puede tener orgasmos espontáneos, sin siquiera existir un desencadenante sexual previo, como un contacto, una imagen o una frase seductora... si sufre el problemático Síndrome de Excitación Sexual Persistente (PSA). Una excitación sexual espontánea, intrusiva y no deseada en ausencia de interés sexual y deseo, que puede ocurrir de forma imprevista en cualquier lugar y situación. 

Cierto que esto sólo puede ocurrir ante determinadas condiciones de desequilibrio de la normalidad, pero da una idea de que el límite de la mujer es realmente mucho más amplio de lo que se piensa, sobre todo después de los informes Hite y Masters & Johnson. 

Para terminar de verlo claro, nada mejor que ponerlo en comparación con... los varones. Un varón, a no ser que pudiera experimentar orgasmos sin eyaculación, por haber disociado ambas experiencias mediante un entrenamiento o cualesquiera otras razones, no podría experimentar el número de orgasmos al día que sí vive una afectada por el PSA. De ninguna forma. Un varón terminaría por morir si experimentase decenas de orgasmos cada día.




Por qué la mujer sí puede y el varón no

Dejando aparte las razones anteriores, la mujer puede experimentar cien orgasmos por hora porque, como confirman los trabajos de Chivers y Bailey (2005) "Todos los estudios de sexología coinciden en señalar que las mujeres responden a una mayor gama de estímulos sexuales, miradas, olores, etc."  que los varones. 

Los olores no nos interesan especialmente, pero la gama de estímulos sexuales, clasificada en  los diversos toques descritos y utilizados en la Cienorgasmología, se corresponden con esa mayor gama de estímulos que la ciencia confirma que producen una respuesta orgásmica en la mujer.

El varón normal es más dependiente de la excitación psicológica y genital que la mujer. La primera es una de las razones por las que la pornografía es más consumida por nosotros que por ellas, la segunda una de las razones por las que los varones tenemos más centrada nuestra excitabilidad en la zona genital.

Así pues, si una pareja quiere maximizar el disfrute sexual, el varón deberá practicar los toques que la Cienorgasmología propone para capturar la mente de su mujer y aprovecharse de esa mayor respuesta sexual con el fin de conducirla al orgasmo. O a cien en una hora cuando se desarrolla una habilidad suficiente.


4 comentarios:

  1. En el sexo ni hablar, no hay comparación entre la capacidad sexual del hombre con la mujer. Biológicamente ellas han sido dotadas con una sexualidad muy superior a la nuestra, no es una competencia justa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, no es cuestión de competir con ellas, sino de aprovecharlas, y de disfrutar de nuestro camino al orgasmo, no pensando en el orgasmo en sí mismo. Debe ser mejor el camino que la posada. Y un varón como Dios manda debe disfrutar dando placer a su mujer, no a la inversa. Si lo piensas así, es posible la mejora. En otro caso, no.

      Si lo piensas más -en este sentido- ellas son la oportunidad para perfeccionarnos. Nuestro lienzo, nuestro barro, nuestra orquesta. Si fueran estrictamente uni o mono orgásmicas, no tendríamos tantas opciones de hacernos mejores.

      Eliminar
  2. Esto tiene mucho sentido

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que ya lo hayas puesto en práctica y disfrutado

      Eliminar

Opina o haz tu consulta:

Related Posts with Thumbnails